Hemos navegado por la web en busca de consejos que nos ayuden a descansar en vacaciones. Aunque parezca contradictorio, parece ser que durante el verano se detectan aumentos de los niveles de estrés y ansiedad, lo que nos supone regresar al trabajo o a la rutina con altos niveles de nerviosismo, y en muchas ocasiones también con varios kilos de más por no haber comido como es debido. Las vacaciones son necesarias para descansar y recuperar la energía perdida durante el año laboral pero, a pesar de ello, en la mayoría de los casos hacemos todo lo contrario a lo que nuestro cuerpo necesita: bebemos y comemos en abundancia, hacemos menos deporte, tomamos sol en exceso, dormimos menos horas… y malgastamos nuestra energía.

Hay muchos estudios y artículos que nos hablan de como emplear el tiempo para descansar lo máximo posible en vacaciones. Unos nos invitan a planificar tareas de ocio como leer, hacer deporte, … y otras muchas reglasrecomendaciones. Y otros nos invitan a olvidar el reloj y vivir al máximo el momento a través del mindfulness.

Nosotros somos más tradicionales 🙂 Y además de recomendar aprovechar las vacaciones para hacer esas cosas que un horario de trabajo no te permite habitualmente, os invitamos a organizar pequeños juegos creativos con los peques o amigos. Es decir, hacer cosas nuevas para entretener la mente y que descanse de los problemas y tareas rutinarias, aprender cosas nuevas y además hacer familia 🙂 Aquí van algunos ejemplos sencillos. Esperamos que, hagáis lo que hagáis, disfrutéis al máximo de vuestras vacaciones.

Hacer camisetas hippies para el verano 

Seguro que tienes algunas camisetas viejas para preparar esta actividad. Solo te hacen falta unos botecitos con los colores primarios de tinta textil y poco más para disfrutar de una tarde creativa.

Hacer cajas originales para guardar cosas

Latas de tinta vacías, botes de alimentos, … cualquier recipiente con tapadera nos vale para conseguir pasar un rato, distraer la mente y construir algo divertido y útil con la familia o los amigos ¿No es genial traerte de las vacaciones una cajita decorada con las conchas o piedras de la playa o montaña que has visitado?

Hacer un disparador de burbujas

Una botella de plástico, unas pajitas, agua y jabón es todo lo necesario para contruir un disparador de burbujas casero. Y si, por muy poco dinero lo puedes conseguir en un bazar, pero construir con los niños es una actividad que a los adultos nos viene muy bien para desconectar y a los peques les viene de maravilla para estimular y desarrollar la creatividad. Feliz verano!!!

Fuentes: hacerfamilia.com, dormitienda.com, shawellnessclinic.com, mindfulness-salud.org, pefersa.es

2018-08-02T18:50:32+00:00